Una norma precursora. SGE21 Sistema de Gestión Ética y Socialmente Responsable

La empresa creadora de la Norma SGE 21, Forética, se originó en 1999 en Barcelona, cuando un grupo de directivos y otras personas influyentes se plantearon una forma de poner en valor una cultura empresarial basada en la responsabilidad ante la sociedad y el medio. Así fue como profesionales, empresas, académicos y ONG crearon un foro multidisciplinar llamado Forética, en el que todos los socios colaboran en el fomento de una gestión basada en la responsabilidad. Uno de los primeros resultados fue la elaboración de la Norma de Empresa SGE 21, en ​​la que participaron un centenar de expertos que representaban todos los grupos de interés. Este documento se convirtió en el primer sistema de gestión ética y socialmente responsable europeo que permite, de manera voluntaria, alcanzar una certificación.

http://www.foretica.org/

Nacida en el año 2000, esta norma ha sido revisada y actualizada hasta llegar a la tercera versión del año 2008. En este sentido, ha ido incorporando nuevos aspectos relativos a los criterios de gestión ética y responsabilidad social que los actores involucrados (empresas, administraciones, sindicatos, ONGs, sociedad, etc.) Han ido reconociendo como fundamentales para una gestión responsable.

La norma está estructurada en seis capítulos, donde los cinco primeros explican los antecedentes y los aspectos generales del documento, siendo el sexto capítulo el que desarrolla los requisitos de la Norma y, por tanto, en el que debe basarse tanto la implantación como la auditoría de la organización a evaluar.

Este capítulo, se divide en nueve áreas de gestión:

6.1. Alta dirección

6.2. Clientes

6.3. Proveedores

6.4. Personas que integran la organización

6.5. Entorno social

6.6. Entorno ambiental

6.7. Inversores

6.8. Competencia

6.9. Administraciones públicas

Estos apartados están en continua revisión y establecen los requisitos para la implantación de la Norma. Esta estructura ha de permitir la incorporación de otros valores éticos que sean más representativos de la realidad del pensamiento y circunstancias sociales de cada momento.

El sistema de AENOR. RSE 165010 Sistema de Gestión de la Responsabilidad Social de las Empresas.

AENOR es una entidad española dedicada al desarrollo de la normalización y la certificación en todos los sectores Industriales y de Servicios. Tiene como propósito contribuir a mejorar la calidad y la competitividad de las empresas, así como proteger el medio ambiente.

http://www.aenor.es

Esta propuesta nació con la intención de ser una norma. Finalmente, en 2005, se convirtió en un documento de rango inferior debido a las presiones desde diferentes sectores que preveían que podrían salir perjudicados. Así, el comité de ética de AENOR decidió renunciar a la elaboración de una norma sobre RSE.

En este documento se señala que la RSC no es exclusivamente un ejercicio de lo que se conoce como "acción social" o filantropía. En realidad la "acción social" debe estar incorporada en una visión amplia de la RSC, como una de las partes relativas a las relaciones de la empresa con la comunidad donde desarrolla sus actividades.

Esta guía no aporta demasiadas novedades respecto a documentos existentes en el momento de aparecer. En este sentido, cabe mencionar que las empresas que se quieran incorporar al Sistema, deben tener en cuenta aspectos como tener mecanismos que contribuyan a hacer efectiva la igualdad de oportunidades para los colectivos en riesgo de exclusión, tener entornos accesibles a todos los trabajadores o atender las necesidades de conciliación de la vida familiar y laboral, pero siempre que no influyan negativamente en la competitividad de la empresa.

En cuanto los proveedores, se establece el fomento de los principios de la RSC entre ellos y habrá que tener en cuenta, a la hora de seleccionar y contratar proveedores, las prácticas de RSC implantadas por éstos.

En cuanto a las administraciones públicas, las empresas responsables deberán cumplir con sus obligaciones fiscales y con la Seguridad Social en cualquier territorio donde desarrollen sus actividades.

Las empresas que este sistema considera socialmente responsables, deberán probar una gestión eficaz y eficiente, que asuma la transparencia informativa, asimismo, establecerá mecanismos que garanticen el derecho de voto de accionistas minoritarios, como el voto electrónico o el fomento de foros o agrupaciones de pequeños accionistas.

 

Certificación SA 8000

En este caso se expone una certificación sobre responsabilidad social asociada al ámbito de los derechos humanos.

La certificación SA8000 fue creada por una organización estadounidense llamada Social Accountability International (SAI). Se trata de una organización no gubernamental que cuenta entre sus consultores con asociaciones de clientes, proveedores, ONG, sindicatos, entidades financieras, etc. Su misión es promover los derechos humanos de los trabajadores en todo el mundo. Se asocia a la promoción de los derechos humanos de los trabajadores y la erradicación de las malas prácticas mediante la promoción de condiciones de trabajo éticas, los derechos laborales, la responsabilidad social corporativa y el diálogo social.

http://www.sa-intl.org/

Esta norma ve la luz como consecuencia de las frecuentes quejas e inquietudes presentadas por los consumidores en referencia a las precarias condiciones laborales a las que eran sometidos los trabajadores en diferentes partes del mundo. A raíz de ello, la aparición posterior de reglamentos aislados orientados a poner freno a estos problemas generó confusión en las empresas, tanto estadounidenses como de Europa Occidental, sobre la forma más adecuada de afrontar la situación. Es entonces cuando el Council on Economic Priorities del cual depende como afiliado no lucrativo la SAI realiza diversos estudios sobre los diferentes códigos de conducta y reglamentos establecidos y detecta que en muchos casos son incoherentes, su aplicación costosa y su seguimiento no garantiza resultados efectivos.

La certificación SA8000, se empieza a implementar a partir de 2001, es voluntaria y tiene el propósito de promover mejores condiciones laborales. En este sentido, establece condiciones mínimas para conseguir un ambiente de trabajo seguro y saludable, promover la libertad de asociación y la negociación colectiva, y fomenta una estrategia empresarial para tratar los aspectos sociales relacionados con el trabajo. Asimismo, contiene reglas respecto a la duración de la jornada laboral, los salarios, la lucha contra la discriminación y el trabajo infantil o forzado.

Las empresas pueden solicitar la certificación SA8000 mediante cualquiera de las agencias de certificación autorizadas por la SAI. Una vez obtenida la certificación, la empresa es supervisada periódicamente para asegurar que continúa cumpliendo con los requisitos del programa.

Constituye uno de los programas con normativa más detallada en cuanto a condiciones laborales y que incluye muchos aspectos de los derechos internacionales de los trabajadores. El cumplimiento de este estándar sin duda contribuye a mejorar la productividad y la calidad y ayuda a reclutar y conservar a los trabajadores.

El último estándar. Guía en Responsabilidad Social ISO 26000

La International Organization for Standardization (ISO), cuya sede se encuentra en Ginebra (Suiza,) está formada por organismos de normalización gubernamentales y no gubernamentales de 157 países, subdivididos en una serie de subcomités encargados de desarrollar las guías y normas internacionales industriales y comerciales que se conocen como Normas ISO y que tienen carácter voluntario. ISO es un organismo no gubernamental y no depende de ningún otro organismo internacional, por lo tanto, no tiene autoridad para imponer sus normas a ningún país. Su propósito es facilitar el comercio, el intercambio de información y contribuir con unos estándares comunes para el desarrollo y transferencia de tecnologías.

www.iso.org/sr

La International Organization for Standardization (ISO) preparaba con plazo previsto para finales de 2009, la presentación de un nuevo estándar, la Norma ISO 26000 Guidance on Social Responsibility. Finalmente, apareció en noviembre de 2010. Este estándar no incluye requerimientos y no es pues un estándar de certificación. Existe cierta controversia en cuanto a la aproximación adecuada a los límites de la legislación en este sentido. Con esta propuesta, ISO busca el camino adecuado para promover el respeto y la responsabilidad basada en documentos de referencia conocidos sin limitar la creatividad ni el desarrollo.

Este estándar nace con el objetivo de animar el compromiso voluntario de la responsabilidad social así como para facilitar la convergencia de conceptos, definiciones y métodos para la evaluación.

Su alcance incluye los temas siguientes:

  • Orientar a las organizaciones sobre sus responsabilidades sociales hacia el respeto a las diferencias culturales, sociales, ambientales, y legales. Así como las condiciones en que se produce su desarrollo económico.
  • Proporcionar orientación práctica relacionada con la responsabilidad social operativa, identificando y aproximándose a los actores involucrados y atendiendo y otorgando trascendencia a informes y reclamaciones hechas sobre la responsabilidad social.
  • Promover las buenas prácticas y la mejora de los resultados
  • Aumentar el grado de confianza y satisfacción de las empresas entre sus clientes y otros actores vinculados
  • Ser consecuente con documentos existentes, tratados internacionales y convenciones así como estándares existentes
  • No minimizar la autoridad de los gobiernos sobre la responsabilidad social de las organizaciones
  • Promover terminología común y difundir la conciencia en cuanto a la responsabilidad social